CÓMO BAÑAR A TU PERRO EN CASA

Cómo bañar a tu perro en casa: cuidados y nombres para tu mascota. Bañar a mi perro

La mayoría de las personas acuden a un veterinario o peluquería canina dejando a su engreído preocupado y ansioso por varias horas. Si tienes el tiempo, cariño y paciencia para bañar a tu can en el hogar, te recomendamos hacerlo, ya que bañar a tu perro en casa debe ser una actividad muy fácil y agradable para toda la familia. A continuación te mostraremos, paso a paso, el proceso para un baño rápido y placentero.

Lista de cosas necesarias para bañar a tu perro:

BAÑERA, PATIO O JARDÍN: cualquiera de estos tres lugares, ya que pueden mojarse sin problemas y tienen el espacio suficiente para el baño de tu perro.

CHAMPÚ ESPECIAL PARA PERRO O JABÓN NEUTRO: para quitar la suciedad y los malos olores de tu pequeño. No uses productos para las personas.

ESPONJA O MANOS: si tu perro se ha ensuciado con algo que no quieres tocar, una esponja es lo mejor que podrías usar.

MANGUERA O CAÑO DE AGUA: para enjuagarlo y facilitar la distribución del champú o jabón en tu perro.

TOALLA O SECADORA: no creas que el sacudón que dará tu can después del baño será suficiente. Debe estar seco o ligeramente húmedo para proceder con el cepillado.

CEPILLO PARA PERRO: luego de un divertido baño, necesitarás un cepillo para desenredar su pelo y ponerlo muy simpático de nuevo.

INSTRUCCIONES:

Antes de empezar con el baño, es muy importante taparle los oídos a tu perro con algodón para evitar que ingrese el agua y para evitar posibles inflamaciones. Una vez hecho esto debemos echarle agua en todo su cuerpo para empezar con el enjabonado o aplicación del champú en las siguientes partes de su cuerpo:

LOMO: ideal para empezar por ser la zona más grande y fácil de lavar.

PANZA: con mucho cuidado y delicadeza. Para eliminar algunos malos olores provenientes de esta zona.

COLA: siendo fácil de lavar, las personas se olvidan muchas veces de ella.

PATAS: tal vez tome un poco más de tiempo, ya que es la parte que más se ensucia un perro. Procura limpiar bien la parte de sus dedos lavándola varias veces si es necesario.

CABEZA: sosteniéndolo del hocico y con mucha suavidad. Tener mucho cuidado con los ojos, nariz, oídos y boca (ni el agua ni el champú deben  ingresar).

Después de haber enjabonado a tu engreído, deberás enjuagarlo con abundante agua utilizando una manguera o con el caño (si se encuentra en la bañera). No debe quedar residuos de champú o jabón.

Finalmente debes usar una toalla o, preferiblemente, una secadora de pelo con la temperatura fría o tibia para que tu perro este sequito y puedas seguir con el cepillado para dejarlo hermoso. 

RECOMENDACIONES:

-Recuerda no bañar a tu perro muy seguido. Hacerlo máximo 1 vez por semana y mínimo cada 2 meses es lo ideal (dependiendo de la cantidad de pelo y suciedad). Los canes poseen una protección natural en su piel que puede desaparecer si se les lava con mucha frecuencia.

-Jamás uses productos para humanos en los perros. Como es de suponer, los perros y las personas necesitan de diferentes propiedades para la piel y el pelaje. Usar algún champú o jabón para nosotros puede irritar su piel o causarle alguna reacción alérgica.

-Procura que el agua sea fría o tibia. Nunca helada ni muy caliente por obvias razones. Tu perrito temblaría de frío o se quemaría todo el cuerpo ¿No crees?

-Puedes usar un acondicionador especial para perros luego del enjuague para suavizar su pelaje y facilitar el cepillado. Déjalo actuar dos minutos y enjuagarlo nuevamente con abundante agua para que luzca un pelo sedoso. 

-Es ideal que toda actividad nueva para un can deba ser puesta en práctica desde que es un cachorro. De esta manera, nos aseguramos que se acostumbre a un estilo de vida y que no cause futuros problemas a la familia.

CONSEJO: Si notas que tu perro es muy agresivo, es mejor llevarlo a una clínica veterinaria y dejarlo en las manos del médico. Él sabrá que sedante aplicar para tranquilizarlo y facilitar el baño.

PRONTO VERÁS A UN PERRO MUCHO MÁS LIMPIO Y OBEDIENTE. CUÍDALO Y EL HARÁ LO MISMO CONTIGO.


Vía: Cuidados y Nombres para Mascotas

No hay comentarios.:

Publicar un comentario